Publicidad | Vea su anuncio aquí

Los híbridos inteligentes de Audi

Audi iHEV

Audi iHEV

El sistema iHEV de Audi permite tener un ahorro de combustible considerable.

Audi
Audi e-tron Spyder

VIDEO:  Audi e-tron Spyder - Audi

Ver videos
Audi A3 e-tron

VIDEO:  Audi A3 e-tron - Audi

Ver videos
Audi A6L e-tron Concept

FOTOS:  Audi A6L e-tron Concept

Ver fotos
Audi A3 e-tron

FOTOS:  Audi A3 e-tron

Ver fotos
Audi e-tron Spyder

FOTOS:  Audi e-tron Spyder

Ver fotos
Audi SQ5 TDI 2013

FOTOS:  Audi SQ5 TDI 2013

Ver fotos

INGOLSTADT– La empresa alemana de autos de lujo Audi trabaja sin descanso en nuevos sistemas que permitan a sus motores consumir menos combustible y ser más respetuosos con el medio ambiente. Ahora, la casa de los cuatro aros desarrolla una tecnología similar a la que utilizan los vehículos híbridos para poder desconectar los motores convencionales cuando no se necesiten.

Encuentra tu auto ideal

La tecnología conocida con el acrónimo iHEV (intelligent Hybrid Electric Vehicle), podría combinarse con el asistente de eficiencia predictor (PEA) para conseguir espectaculares reducciones de consumo, al desconectar el motor cuando no se necesite. En tal caso, si se activa la función de desacoplamiento o ‘marcha libre’ se apaga el motor de combustión. De la tarea de volver a arrancar el motor de combustión se encarga un motor eléctrico de 48 voltios de potencia, integrado en la transmisión y accionado por una correa.

Por su parte, una batería de iones de litio también de 48 voltios y resistente a los ciclos de carga y descarga garantiza el abastecimiento de energía durante las fases de desconexión del motor, para suministrar corriente a elementos como la dirección asistida, el aire acondicionado o el equipo de servofreno. El motor eléctrico que sirve para arrancar de nuevo el motor de combustión se encarga durante la marcha de mantener la carga de esta batería.

Junto con el asistente de eficiencia predictor, los vehículos iHEV pueden aprovechar todo su potencial de eficiencia, tal y como han demostrado los recorridos comparativos que se han llevado a cabo con distintos prototipos, utilizando como base vehículos Audi A7 Sportback y Audi A8. Durante las pruebas, el A7 Sportback 3.0 TFSI iHEV ha cubierto varias veces un circuito de 61 km de longitud por carreteras interurbanas llenas de curvas al norte de Ingolstadt (Alemania) en un modo de conducción típicamente cotidiano.

En las pruebas, que se realizaron sin el apoyo del asistente de eficiencia predictor, el conductor recorrió el 28 por ciento del trayecto con el motor apagado. En combinación con las indicaciones activas gracias al asistente de eficiencia predictor, esta proporción aumentó hasta el 43 por ciento, al tiempo que el consumo se redujo en un 10 por ciento aproximadamente. Con todo, el tiempo de marcha apenas se alargó en 2 minutos (un 3 por ciento), es decir, la duración del recorrido se mantuvo prácticamente neutra.

En el futuro, las funciones de integración en red de Audi connect permitirán la actualización permanente del estado de los datos. Cuando un Audi detecta con su cámara de vídeo una señal de limitación de velocidad, por ejemplo en un nuevo tramo de obras, comunica las coordenadas y el límite de velocidad a través de la red de telefonía móvil a un servidor en el centro de cálculo de Audi. Desde allí, y tras confirmar su veracidad, la información llega a todos los vehículos dotados del debido equipamiento que van a circulan por la misma ruta; este es un ejemplo concreto de aplicación de la futura tecnología car-to-X en la que la marca de los cuatro aros trabaja intensamente. 

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Publicidad | Vea su anuncio aquí