Publicidad | Vea su anuncio aquí

  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Ganale la guerra a la gasolina cara
  • Próximo álbum

Gánale la guerra a la gasolina cara

Cada gota cuenta
La reciente alza en los precios de la gasolina está llegando a un nivel tan grave, que vale la pena tomar en cuenta el más mínimo detalle para hacerla rendir al máximo.

Y más allá de los trucos de ahorro ya conocidos a la hora de manejar, el simple procedimiento de llenar el tanque puede servir para aprovecharla y lograr así un ahorro que puede resultar significativo a la larga.

Por supuesto también cuenta la forma de manejo, la temperatura, el tipo, la edad y el millaje recorrido en el auto.

Finalmente, hay opciones como los combustibles alternos, los autos híbridos y ahora los eléctricos.

La batalla del pecio
A pesar de los pronósticos de algunos expertos sobre una subida hasta $4 o $5 el galón para el verano del 2011 debido a la demanda internacional del petróleo crudo, ahora algunos piensan que lo peor de la batalla entre la oferte y la demanda ya pasó y el precio se estabilizará alrededor de un máximo de $3.75 para el resto del año.
¿Mitos o realidades?
Uno de los textos más difundidos en Internet con trucos para lograr al máximo economizar a la hora de llenar el tanque es, según asegura el mensaje de su autor anónimo, de un experto con más de 30 años de experiencia en refinerías. He aquí sus cuatro consejos esenciales.

1.- La hora en la que se carga la gasolina es muy importante

2.- Entre menos presión tenga la gasolina cuando entra al tanque del auto es mejor

3.- Siempre es mejor mantener el tanque más lleno de la mitad

4.- No cargar al mismo tiempo que llenan los depósitos de la gasolinera
Environmental Protection Agency
La EPA obliga a los fabricantes en Estados Unidos a decirle a los usuarios el consumo que les dará su auto en el momento de la compra.

Aunque estas cifras no son siempre exactas nos dan una idea de la cantidad de gasolina que utilizará el vehículo que decidamos comprar.
La hora sí importa
Llene el tanque a primera hora de la mañana. La razón es que la temperatura ambiente y del suelo es más baja y, como todas las estaciones de servicio tienen sus depósitos bajo tierra, al estar más frío el piso, las densidades de la gasolina y del gasóleo son menores. A medida que pasan las horas, la temperatura del piso sube y los carburantes tienden a expandirse.
Refrescarse cuesta
El uso del aire acondicionado aumenta en 20% el consumo de combustible.

La aerodinámica de los autos está diseñada para cortar el aire al avanzar, por lo que tener las ventanillas abiertas aumenta la resistencia del aire con el vehículo, aumentando con ello el consumo, ya que cuesta más trabajo mover el auto.
Nada de presión
Cuando eche gasolina no apriete la manilla del surtidor al máximo, ya que, según la presión que se ejerza sobre ésta, la velocidad del surtidor puede ser lenta, media o alta. Procure elegir siempre el modo más lento y ahorrará más dinero. Al surtir más lentamente, se origina menos vapor, y la mayor parte del vertido se convierte en un llenado eficaz.

Dado que todas las manillas surtidoras devuelven el vapor al tanque, si usted llena el depósito apretando aquella al máximo un porcentaje del preciado líquido que entra en el depósito se transforma en vapor y vuelve por la manguera del surtidor al depósito de la estación de servicio. De esta manera, se consigue menos combustible por el mismo dinero.
Medio lleno o medio vacío
Llene el tanque antes de que éste descienda a la mitad de su capacidad. La razón estriba en que a mayor cantidad de combustible menor cantidad de aire en el depósito y, en consecuencia, menor evaporación.

Es por eso que gneralmente cuando la aguja pasa la marca del medio tanque sentimos que la gasolina se acaba más rápido. En realidad sí sucede, una parte la consume el motor y la otra se evapora.

Los grandes depósitos de las refinerías tienen techos flotantes en el interior para mantener el aire separado del combustible, con el objetivo de que la evaporación sea mínima.

Cuestión de timing
No llene el tanque en el momento en que se estén rellenando los tanques de la estación de servicio ni inmediatamente después.

Si llega usted a la gasolinera en el momento en que un camión cisterna está rellenando los depósitos subterráneos, evite, si puede, echar gasolina en ese establecimiento en ese momento y elija otro.
No hay que quemar la basura
El argumento del experto es que, durante esa operación se remueven los sedimentos del fondo de los tanques, con lo cual usted corre el riesgo de repostar combustible sucio, que es siempre menos eficaz, y más perjudicial para el rendimiento de su motor.

Esta basura puede pasar por el motor inadvertida o simplemente darle un pequeño "hipo" a su auto, pero a veces pueden causar daños mucho más grandes como tapar las mangueras de gasolina o dañar los inyectores lo cual le costará no sólo en consumo, sino también en reparaciones importantes ya que habrá que cambiar piezas que suelen ser bastante caras.
El octanaje correcto
Algunos vehículos permiten usar gasolinas de distintos octanajes. Lo mejor, es usar la recomendada por el fabricante y de ser posible la de menor octanaje. También es importante procurar cargar gasolina muy temprano en la mañana, ya que el frio de esa hora evitará que la gasolina se evapore y cargaremos un poco más de lo que cargaríamos con el mismo dinero al calor del medio día.
El mantenimiento es importante
Se deben cambiar cuando corresponde, el aceite, las bujías y los filtros, pues de lo contrario se puede aumentar el consumo.Incluso el uso de un aceite incorrecto puede aumentarlo ya que la fricción del motor puede aumentaar, obligandolo a utilizar más fuerza para mover sus piezas a la misa velocidad.
Los frenos consumen gasolina
Es importante utilizar los frenos lo menos posible. Cuando frenamos el auto convertimos toda la energía creada por el motor en calor que se va hacía los discos de freno.

El no pisar el freno nos permitirá mantener una velocidad constante gastando así la menor cantidad de gasolina posible.

Uso correcto del vehículo
El uso correcto del vehículo nos puede ahorrar mucho dinero en gasolina. Cosas que nos pueden parecer insignificantes varían mucho el consumo a largo plazo de nuestro auto.

Cusetiones como el peso o la aerodinámica tienen más impacto en el consumo del combustible del que se cree en la mayoría de los casos.

Hay que saber cuando usarlo
Conviene revisar los consumos del vehículo periódicamente pues podemos detectar algún elemento deteriorado, que esté haciendo aumentar el consumo. En trayectos muy cortos el consumo se dispara. En estos casos es recomendable utilizar el transporte público al menos que sea completamente necesario utilizar nuestro auto.

Otros combustibles
El biodiésel es un biocombustible líquido que se obtiene de aceites vegetales o grasas animales, con o sin uso previo, se puede mezclarse con combustibles procedentes del petróleo en diferentes cantidades. Las propiedades para la impulsión de motores del aceite vegetal se conocen desde la invención del motor diésel.

Nuevas opciones
los autos eléctricos están tomando mucha fuerza y son una opción alterna que parece evolucionar de manera positiva. Un ejemplo es el Nissan Leaf que utiliza un motor eléctrico compacto y un invertidor situados al frente del auto y que impulsan las ruedas delanteras. El motor de corriente alterna genera 80 kW (107 hp) de potencia y 280 NM (207 lb-ft) de par motor, suficientes para una velocidad máxima de 145 km/h.
Híbridos diferentes
Una nueva generación de híbridos está llegando a las calles y autos como el Chevrolet Volt puede recorrer unas 40 millas utilizando exclusivamente la carga de sus baterías con un rendimiento equivalente a 230 millas por galón de combustible

Además del motor totalmente eléctrico, el Volt cuenta con un pequeño motor de combustión para generar electricidad y evitar la descarga de las baterías, y puede ser recargado a través de un enchufe doméstico.

Los estudios de GM señalan que la distancia habitual que recorre cada día el conductor promedio estadounidense es de unas 40 millas, por lo que el Chevrolet Volt puede responder a las necesidades de transporte de elevados números de conductores.

De primera a quinta
Cuando estamos acelerando, se debe cambiar a la marcha más larga lo antes posible y al reducir de la manera más lenta posible. Un motor en marcha corta y revolucionado consume mucho más, es por eso que a lo largo del tiempo los fabricantes incluyen cada vez más velocidades en los autos.

Hay que saber dónde
No todas las gasolineras tienen el mismo precio de combustible. Muchas veces vale la pena cargar gasolina en un establecimiento que se encuentre un poco más alejado, pero que tenga mejores precios. Es importante que la relación distancia/precio este a nuestro favor por que si por recorrer esa distancia se utiliza una cantidad considerable de gasolina puede no valer la pena hacer el viaje.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Próximos álbumes

¿Por qué está tan cara la gasolina?

Lo mejor del Autoshow de Los Ángeles 2014

Nissan Kicks Concept

Intermot Colonia 2014

Disfruta más imágenes
a tu izquierda