Los mitos y realidades de los autos eléctricos

Nissan LEAF

Nissan LEAF

Nissan sigue cosechando éxitos con su auto eléctrico LEAF que cada vez es más popular.

Nissan

A menudo asociamos el tema de la movilidad sostenible con diversos obstáculos y barreras que a los ojos de la opinión pública no se han logrado superar y que, por tanto, impiden pensar que comprar un vehículo eléctrico es ya una realidad.

Con motivo del Día Mundial del Medio Ambiente y siendo Nissan LEAF el vehículo eléctrico 100 por ciento libre de emisiones contaminantes un elemento decisivo para mejorar la calidad medioambiental de nuestras ciudades, Nissan ha respondido varios mitos relacionados con el vehículo eléctrico, recogidos a partir de las impresiones de los conductores y concesionarios de la marca.

MITO: Los vehículos eléctricos no tienen suficiente autonomía

REALIDAD: Nissan LEAF ha incorporado cambios en su sistema de propulsión y en su batería de almacenaje de energía que han permitido que la autonomía sea de 160 km, según el Ciclo de Homologación Europeo (NEDC, por sus siglas en inglés).

Estudios recientes demuestran que el 80 por ciento de los desplazamientos diarios en días laborales son inferiores a los 80 km con lo que el vehículo eléctrico cubriría con su autonomía la mayoría de trayectos de los conductores.

Además, el 80 por ciento de la recarga de la batería del Nissan LEAF se consigue en 30 minutos en los puntos de carga rápida y 4 horas en los puntos de carga normal.

MITO: Los vehículos eléctricos tienen menor capacidad de aceleración

REALIDAD: Una de las características de los motores eléctricos es que entregan el par máximo desde cero revoluciones, lo que permite una aceleración progresiva y constante en toda la gama de revoluciones.

Ésta es la razón por la que no es necesario el embrague, ni la caja de cambios, lo que a largo plazo abarata sus costos de mantenimiento.

Nissan LEAF ofrece una aceleración potente y con mayor elasticidad, con un par máximo de 254 NM.

A ello se suma un funcionamiento silencioso y de gran eficiencia energética, ambos muy superiores a cualquier vehículo de combustión tradicional del mismo segmento.

 MITO:   Los vehículos eléctricos no alcanzan la misma velocidad que uno tradicional

REALIDAD: La velocidad máxima que alcanza el Nissan LEAF es 145 km/h, una cifra suficiente que responde a los límites máximos establecidos en las carreteras europeas.

Además, conducir un Nissan LEAF es mucho más agradable y más eficiente desde el punto de vista dinámico, dado que su centro de gravedad es más bajo que el resto de vehículos, al estar las baterías situadas debajo del piso y en el centro de la unidad.

MITO: Los vehículos eléctricos requieren mayor mantenimiento

REALIDAD: Nissan LEAF tiene un bajo costo de mantenimiento, con un ahorro del 30 por ciento en comparación con un vehículo de combustión interna.

Los clientes no tendrán que preocuparse por este servicio durante los primeros 3 años o 60 mil kilómetros, ya que Nissan, en un esfuerzo por incentivar a sus clientes, ofrecerá el mantenimiento preventivo sin costo.

El costo de una carga completa es de aproximadamente $55.25 pesos. Es decir, por kilómetro sería de $0.34 pesos, ahorro estimado de 60 por ciento si se compara con un vehículo similar a gasolina.

MITO: Los vehículos eléctricos son más pequeños que los tradicionales

REALIDAD: El nivel de desarrollo de las baterías, en términos de densidad energética, seguridad y fiabilidad, permite al Nissan LEAF ser el primer vehículo eléctrico familiar con capacidad para cinco pasajeros y una amplia cajuela de 370 litros.

De esta forma ofrece comodidad y capacidad interior características de un vehículo del segmento de vehículos compactos de cinco plazas.

MITO: El uso de vehículos eléctricos tiene poco impacto en la mejora de la calidad del aire

REALIDAD: Nissan LEAF no solo contribuye con la conservación del medio ambiente al no generar monóxido de carbono, sino que adicionalmente no forma residuos de los aceites, lo cual no contamina el agua.

El principal agente contaminante del aire en las zonas metropolitanas es el tráfico, siendo el óxido de nitrógeno y las partículas los principales problemas.

Por otra parte, el transporte de carretera representa la segunda mayor fuente de gases de efecto invernadero en la Unión Europea y una quinta parte del total de las emisiones.

Así, el uso generalizado del vehículo eléctrico reducirá drásticamente los valores de contaminación, permitiendo una mejora real del entorno y el medio ambiente.

Según estimaciones realizadas por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) con la introducción de 1,000 vehículos eléctricos en una ciudad se dejarían de emitir más 30,000 kg anuales de gases contaminantes (incluyendo CO, NOx, HC) y más de 2 toneladas de CO2.

Nissan ha evitado la emisión de 240,000 toneladas de CO2 a la atmósfera, celebrando una importante contribución al medio ambiente y resaltando su visión sustentable.

MITO: Nissan LEAF no cuenta con suficiente tecnología o incentivos.

REALIDAD:  Con la compra del primer vehículo 100 por ciento eléctrico, los clientes LEAF tendrán beneficios e incentivos como la exención de impuestos de tenencia, impuesto a vehículos nuevos (ISAN) y la verificación ambiental, estacionamientos preferenciales y gratuitos, así como recargas sin costo en algunos lugares públicos y centros comerciales.

En México, se ofrecerá el Nissan LEAF en una única versión con el mayor equipamiento disponible, entre los que destacan: Around View Monitor, que permite una vista panorámica del auto; la conducción "Modo B" que permite regenerar energía de forma inmediata una vez se quita el pie del acelerador; asientos en piel y pantalla táctil de 7 pulgadas, entre otros.

MITO: México no tiene infraestructura para recarga de vehículos eléctricos

REALIDAD: Nissan ha estado reforzando estrategias clave de infraestructura para impulsar este compromiso de Cero Emisiones desde 2010.

Actualmente se cuenta con estaciones de recarga establecidas en la Ciudad de México, Aguascalientes, Cuernavaca y Monterrey.

Nissan toma la iniciativa, en conjunto con el gobierno del estado de Morelos, para crear el primer corredor eléctrico en Latinoamérica que estará ubicado entre la Ciudad de México y Cuernavaca.

Próximamente la Ciudad de México contará con un plan de desarrollo para instalar zonas de recarga en: Colonia Roma, Colonia Del Valle, Coyoacán, Polanco, Santa Fe, Ciudad Satélite, Altavista, y San Ángel.

Además la ciudad de Aguascalientes cuenta con el centro privado de recarga más grande de México ubicado en la Secretaria de Medio Ambiente con 50 cargadores nivel 2 para la flota taxis LEAF local.

Es importante destacar que cada Nissan LEAF viene con su propio cargador que permite a los dueños cargar el auto en su propia casa u oficina en cualquier toma de 110V.